Una pareja de Resistencia donará la ropa de su hija que nació sin vida para “crear conciencia”

0
1316

Gerardo es un hombre trabajador que se desempeña como cocinero en un importante local y que hoy transita uno de sus momentos más difíciles. Su hija nació prematura y al poco tiempo murió. Su historia se hizo conocida ya que extravió, en ese duro momento, la billetera con papeles y el dinero del sepelio.

Apeló a la solidaridad de la gente, teniendo en cuenta lo engorroso y traumático de los trámites realizados, y rápidamente su mensaje comenzó a circular en las redes. La billetera apareció, los papeles también pero el dinero no.

Ante la consulta de Diario TAG sobre la supuesta aparición, Gerardo decidió contar su historia y dejar un mensaje “para ayudar a todos quienes recorren un camino doloroso”. Durante sus palabras, resaltó su gratitud hacia Fabián quien encontró la billetera vacía en calle Frondizi a metros de avenida Castelli.

“Falleció miércoles y ayer fue el velatorio. Nació prematura”, contó sobe la bebé. La pareja tiene una hija de 14 años y buscó una nueva integrante para la familia tras haber perdido dos embarazos.

Su relato

Gerardo mencionó que su esposa está atravesando, como él, un momento muy doloroso. Pese a eso, los trámites debían realzarse y el hombre comenzó a cumplirlos con la billetera llena de dinero para cada uno de ellos. Más de $12.000 estaban destinados al sepelio, pero perdió la billetera y entre toda su familia decidieron reunir el dinero.

“No puede llorarla, cuando la llevamos al cementerio ahí si rompí en llanto, estaba atónito”, contó con crudeza Gerardo y agregó “no quiero que se cuente esta historia por el dinero, queremos inculcar que en estas situaciones es cuando se ve la gente buena”.

Cuando recibió la llamada en la que le informaron que los papeles aparecieron, mencionó que nunca desconfió por el dinero y que cuando pactó la devolución agradeció mucho y llorando relató su situación. “El dinero es secundario”.

La otra cara del dolor

“A pesar de lo doloroso quizás es una historia que le va a servir a otro”, indicó Gerardo y es por eso que con su familia decidió donar todo lo que tenían preparado para la niña a personas que no están seguros de continuar con su embarazo “para crear conciencia de la importancia de la vida”.

Entre tanto dolor, la pareja decidió dejar un mensaje y ayudar.

Fuente: diariotag.