Controles de tránsito: violenta fuga de un conductor y clausura de fiesta clandestina

0
148

El municipio de Resistencia llevó adelante este fin de semana, en distintos puntos de la ciudad, una nueva tanda de controles preventivos durante este último fin de semana. Entre otras tareas, agentes de la comuna realizaron operativos de alcoholemia, ruidos molestos, verificación de locales bailables y control de unidades de transporte público.

Alcoholemia
En la madrugada del sábado, el conductor de una camioneta logró evadir de manera violenta un operativo que el municipio y la Policía del Chaco habían montado en Sarmiento y Don Bosco.

Si bien el sujeto alcanzó a escapar del control, dejó en el lugar parte de su documentación (licencia de conducir y cédula del vehículo) por lo que le fue labrada el acta correspondiente por las distintas infracciones detectadas.

Según informó el área de Tránsito, el hombre se negó a que le practicasen el test de alcoholemia e intentó impedir el secuestro de la camioneta que conducía (una Fiat Strada dominio NXU 846).

En medio de la situación, y luego de algunos minutos de tensión con los inspectores, el sujeto se subió repentinamente al vehículo, lo puso en marcha y huyó raudamente poniendo en riesgo la integridad de quienes se encontraban en el lugar.

Transporte público
En cuanto a los controles al transporte público este fin de semana, personal de esa dirección detectó dos unidades en falta: un taxi y un remis.

Según se detalló, ambos vehículos -registrados los dos en Corrientes- fueron removidos al corralón municipal una vez se comprobaron las irregularidades.

El conductor del taxi (dominio OFM 859) no contaba con la revisión técnica obligatoria (RTO) mientras que el del remis (IQQ 977) circulaba con el seguro vencido.

Desde la Dirección de Transporte se informó, además, que entre sábado y domingo fueron trasladados al corralón del municipio un total de 15 automóviles y seis motocicletas por registrarse distintas infracciones.

Inspección General y Ruidos Molestos
Por otro lado, la Dirección de Control Acústico Ambiental, Inspección General y la Guardia Comunitaria llevaron adelante diferentes inspecciones en boliches del microcentro, locales comerciales y viviendas particulares en la que se registraban altos decibeles que perturbaban el descanso de los vecinos.

Tras recibir una denuncia anónima, los agentes clausuraron una fiesta que se desarrollaba de manera clandestina en 1º de mayo 678, lugar donde funcionaba un salón de fiestas sin la habilitación correspondiente.

Los inspectores llegaron al inmueble y realizaron las pruebas auditivas que dieron como resultado 77.8 decibeles, un nivel por encima de lo permitido.
Del mismo modo, este domingo inspectores labraron actas de infracción en el Círculo de Ex Combatientes de Malvinas – ubicado en Donovan 790 – también por exceso en los niveles de sonido.

En todos estos procedimientos, los inspectores completaron las actas de constatación con las advertencias por ruidos molestos y otras infracciones dentro de los locales.

ChacoDiaPorDia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here