Día Mundial sin tabaco: 110 personas por día mueren a causa del cigarrillo

0
480

Hoy 31 de mayo se conmemora el Día Mundial sin tabaco con el objetivo de mostrar la importancia de la lucha contra la epidemia del tabaquismo: la principal causa de muerte prevenible en todo el mundo.

En Argentina, alrededor de un 25% de la población adulta es fumadora y alcanza el 30% de prevalencia en el grupo etario de 25 a 34 años de edad. A raíz del cigarrillo fallecen por año unos 40 mil fumadores activos, es decir, unas 110 personas por día.

El nivel mundial de la cifra aumenta a casi 6 millones de muertes, de las cuales un 10% corresponde a fumadores pasivos. De continuar esta tendencia, para el 2030 la cantidad de muertes ascenderá a más de 8 millones de personas al año.

 

Asociado en décadas anteriores a un estilo de vida, el consumo de tabaco es una de las adicciones más poderosas. Provoca efectos placenteros, se emplea como refuerzo de la conducta, da lugar a patrones de uso repetitivo, conduce al desarrollo de tolerancia (necesidad de mayor dosis con el tiempo) y se consume a pesar de los perjuicios que conlleva.

En el proceso de dejar de fumar la verdadera dificultad no radica en abandonar el cigarrillo sino en mantenerse alejado. Si bien uno de cada tres fumadores se propone dejar el mal hábito, solo un 12% supera los tres meses sin volver a probarlo.

Según medicos especialistas, estiman que una de cada tres personas logra finalmente dejar fumar. Entre los que lo intentan, un 25% no alcanza las 24 horas sin volver a probar un cigarrillo, el 40% resiste entre dos y siete días y solo un 12% supera los tres meses sin hacerlo.

Según las normas internacionales, por cada 10 cigarrillos que se fuman por día, el riesgo de muerte por enfermedad cardíaca aumenta un 18% en hombres y un 31% en mujeres.

El humo del tabaco tiene más de 4.500 sustancias tóxicas. Las más conocidas y peligrosas son el monóxido de carbono, la nicotina y los alquitranes. De acuerdo con gran cantidad de estudios publicados hasta la fecha, fumar duplica el riesgo de padecer muerte súbita.

Además, se considera un factor de riesgo para seis de las ocho causas principales de muerte en el mundo.

Los beneficios de abandonar el consumo de tabaco comienzan a experimentarse apenas se deja de fumar y continúan el resto de la vida.

Fuente diario datachaco

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here