Du Graty: Productores algodoneros recibieron una negativa desde el INASE por la tecnología FLEX

1225
3140

Tal y como estaba previsto, productores algodoneros de la provincia del Chaco, se reunieron en la localidad de Coronel Du Graty por el problema de prohibición del uso de la semilla de algodón con tecnología Flex que es un producto transgénico que no está aprobado por el INASE (Instituto Nacional de Semillas), es por eso que estuvo presente de la entidad Raimundo Lavignolle y el Ministro de la Producción del Chaco Marcelo Repetto y el Ingeniero Agrónomo Miguel Kolar por la parte privada.

“Esta reunión fue solicitada al Gobernador por parte de los productores algodoneros, debido a que hay un evento transgénico que circula en Argentina, que no está autorizado que se denomina FLEX. La cuestión es que hay productores que no siembran esa variedad y que, a la hora de querer ir a hacer su semilla para uso propio, le aparece la contaminación y el INASE no se lo autoriza. Hay un nivel de cero tolerancia, que tiene su fundamento, ya que todos sabemos que es de uso ilegal”, dijo el Ingeniero Miguel Kolar, quien agregó que “si uno siembra una semilla que tiene un 70 u 80% de ese gen “ilegal”, se supone que sembraste algo “ilegal”, pero si uno tiene una semilla con 3 o 10 % de ese gen “ilegal”, no lo sembraste, se te contaminó en algún proceso. De algún vecino, o los mismos insectos, las abejas, cascarudos, que comen polen de algodón y entonces van de planta en planta, se cambian de lote, y contaminan el algodón”, sostuvo Kolar.

En tanto, el Ministro de la Producción del Chaco, Marcelo Repetto, destacó que “hemos gestionado la llegada de Raimundo Lavignolle, Presidente del INASE (Instituto Nacional de Semillas), en representación del Gobierno Nacional, los productores y el sector privado. Es por eso que cuesta tanto por ahí ponernos de acuerdo y encontrar una salida a esta problemática. Es un proceso de transparencia que se tiene que dar en los cultivos del algodón, que es central y fundamental para nuestra provincia y que también dispara el debate de necesitar inmediatamente una nueva ley de semillas. Es por eso que deben tomar real dimensión los legisladores nacionales, para poder contar con esa herramienta que nos permita mejorar tecnología que están utilizando nuestros vecinos que son los principales competidores”, confió Repetto.

Por otro lado, Raimundo Lavignolle, Presidente del INASE (Instituto Nacional de Semillas), dijo que “creo que es más que nada un mito esa semilla que están utilizando, ya que no tiene mantenimiento, no tiene aislamiento, no tiene eliminación de los “fuera de tipo”, por lo que nosotros encontramos mezcla de dos genes. Si analizáramos la pureza genética de las variedades que están utilizando, realmente estamos convencidos de que la calidad genética de la semilla que están utilizando no es buena. Más allá de que crean que les rinde bien. A veces hay mitos que es difícil contrarrestar porque es la impresión que tiene el productor, pero insisto en que estamos convencidos de que una semilla que no tiene mantenimiento y que en dos eventos transgénicos encontramos mezcla, es imposible que el resto de los genes de un cultivo que son miles, podamos mantener la pureza adecuada que se requiere”, destacó Lavignolle, quien sentenció diciendo que “me voy con el mensaje de que hace falta una semilla; sabemos que volumen hay. Tenemos que ver cómo hacemos para que esas semillas estén disponibles para los productores de una manera accesible y así puedan desarrollar sus cultivos, y con eso vamos a trabajar desde nuestro organismo”.

Fuente diario 21tv