Sortean una rifa para ayudar a un bebé de tres meses

0
642

Romeo tiene tres meses, nació prematuro (a los 8 meses de gestación) y padece Miocardiopatía hipertrófica y Trastorno de deglución. Durante su primer noche de vida, sus padres se dieron cuenta que respiraba mal y fue allí cuando “comenzó el calvario”.

“Hoy, se encuentra estable, pero lo espera un largo tratamiento”, aseguró su mamá Noelia a este medio. Por ello, sus familiares y amigos organizaron una rifa para ayudar al bebé.

“Drinks on me” cuesta $60 y sortea una canasta de bebidas que incluye: 1 fernet, 1 vodka, 2 aperitivos, 1 pack de latas de cerveza, 2 gaseosas y 2 energizantes.

El bono se sortea el 24 de febrero por quiniela nacional nocturna. Los interesados pueden adquirirlo comunicándose al 362 4 881871.

También, se puede colaborar mediante transferencias bancarias: Banco Santander, a nombre de Noelia Gutierrez – CBU 0720164230000040539183.

EL CASO

El bebé comenzó a tener problemas respiratorios y cardiológicos, ya que nació con el ductus abierto (un defecto cardíaco ocasionado por problemas en el desarrollo del corazón) que debía cerrarse, pero no ocurrió.

El problema cardiológico afectó el sistema respiratorio, debido a que la leche que consumía iba hacia los pulmones.

Luego de estudios, los médicos confirmaron que padecía un derrame en el corazón y debía ser intervenido quirúrgicamente de manera urgente. Tras una punción, donde le extrajeron más de 70 milímetros de líquido, sufrió un paro cardíaco. Volvió a generar líquido y fue derivado a Buenos Aires.

Ya en el Instituto Cardiovascular Infantil y varias intervenciones, se detectó Miocardiopatía hipertrófica a raíz de un gen que mutó e impidió el desarrollo del órgano. Al mismo tiempo, se detectó un trastorno de deglución.

El menor continúa siendo sometido a distintos estudios para detectar secuelas neurológicas. Además, tendrá medicación de por vida y estimulación temprana, entre otros tratamientos.

“Siempre admiramos las ganas de vivir que tenía nuestro bebé, ya que superó muchísimas cosas feas y malas, con su corazón funcionando a medias, los médicos no podían creer por todo lo que pasó”, dijo Noelia.