Una beba correntina contrajo Leishmaniasis y permanece internada en el Garrahan

0
1326

En el caso de leishmaniasis visceral es una afección potencialmente letal dado que si no es tratada a tiempo afecta gravemente y puede llevar a la muerte.

 

La beba de un año que se contagió con esta enfermedad el año pasado, pese a que su familia acudió inmediatamente a la consulta y constantemente recibió control médico, la pequeña paciente tuvo un diagnóstico desacertado en una primera instancia. Esto generó una complicación infecciosa que llegó a la gravedad y actualmente afronta secuelas.

 

Por dicho motivo, a fines de enero fue trasladada al Hospital Garrahan. Para tener conocimiento del estado de salud de la niña, se consultó a su madre, quien dijo “Mi bebé está bien, de a poco va evolucionando, pero tiene que realizarse neuroterapia. Los médicos piensan que la infección que tuvo generó problemas en su cerebro y por eso no maneja la mitad de su cuerpo. Por eso no tenemos un diagnóstico”.

 

Además, señaló que “el 19 y 20 de febrero tenemos que regresar al Hospital Garrahan para que le realicen un estudio en el sector de inmunología”.

 

 

 

ElLitoral.-